Fri Jul 25 11:48:00 ART 2014

PALACIO

Proyecto de iluminación del Palacio

La planificación del sistema de  iluminación del Palacio está siendo discutida en la Comisión Bicameral entre la Cámara de Diputados y el Senado dado que debe plantearse de manera integral para el edificio en su totalidad. Un tema patológico que presenta todo el sistema de iluminación del Palacio es que las luminarias exteriores están adheridas al edificio. Debido a esto, por corrosión, por envejecimiento y por falta de mantenimiento, el óxido de estas estructuras ha arruinado todos los elementos de cubierta que están por debajo.

El problema de los sistemas de iluminación obsoletos se planteó al intervenir, junto con el Senado, el vitral, la lucarna y el lucernario del Salón de las Provincias, cuando hubo que retirar una cantidad de luminarias ya inservibles que generaban un conflicto en el funcionamiento del sistema de cubiertas. Lo mismo sucede en la cúpula; se está gestionando con el Senado la posibilidad de eliminar cables y otros elementos adheridos a la cúpula, obsoletos y que representan un riesgo para el personal ya que, aunque no se utilizan para iluminar, están conectados.

La intervención de la cúpula implica retirar todos los objetos que no son originales. No se sabe qué antigüedad tienen algunos artefactos que allí se encuentran, dado que sucesivamente, a lo largo de los años, cada gestión ha ido agregando reflectores; existe una importante acumulación de elementos que casi no se ven desde abajo: reflectores oxidados, con los vidrios rotos y sin lámparas, tomacorrientes y enorme cantidad de cables deteriorados que ya no cumplen función, tendidos anárquicamente.

Para solucionar estos inconvenientes, se presentó un proyecto de intervención de la iluminación integral del edificio tomando como referencia la Carta de Taxco, un documento redactado en 2009 en el Seminario Internacional de Iluminación de Monumentos Históricos. La iluminación de los edificios históricos debe ser plana, no escenográfica, como la implementada en la Catedral de La Plata. Actualmente, es norma utilizar torres de iluminación externas que proyectan la luz sobre el edificio. Con esto se evita agredir al edificio con elementos de hierro que en pocos años se arruinan y lo dañan. La Carta de Taxco apunta a proponer que la iluminación, que cambia velozmente al ritmo de los avances tecnológicos, no atente contra los edificios que deben preservarse inalterables.

Para eliminar la maraña de cables que afean el espacio visual e invisibilizarlos, se están haciendo bandejas en el interior de los techos que se vinculan a los conductos verticales de ascensores para conducir el servicio de videocable y los sistemas de redes por dentro del edificio. Por otro lado, también está en proceso la licitación para eliminar las bandejas pasacables de los pasillos interiores y espacios de circulación del Palacio, y reconducirlos por debajo del piso y por montantes. Todo esto es parte del proceso de modernización del edificio proyectado por el PRIE con el principio de retirar todos aquellos elementos que afectan la lectura de los espacios públicos.

 


PALACIO